¿Puede caducar mi dominio? ¿Qué tengo que hacer?

diseño de la pagina web

Todo dominio caduca o expira, por lo que es aconsejable que sepáis las posibilidades que tenemos ante esta situación. Muchas personas compran y registran los dominios, dejando de lado el mantenimiento de éstos, un hecho constitutivo de error garrafal. Por ello, os decimos qué tenéis que hacer ante la caducidad de vuestro dominio ¡Empezamos!

¿Cuándo caduca?

La caducidad de un dominio depende de cuándo lo registramos y por cuánto tiempo, o el periodo de contratación. Cuando compramos cualquier dominio, tenemos que registrarlo para cerrar la operación con garantías; de lo contrario, no tendríamos la titularidad del mismo, dando igual que hayamos pagado el precio por él.

Normalmente, los dominios se suelen contratar por un periodo de tiempo de 5 años, por lo que, si lo registramos el 17/12/2012, caducará el 17/12/2018. Este periodo de tiempo puede variar, dependiendo por cuánto tiempo lo registremos.

¿Qué hago después de que caduque?

Podemos hacer dos cosas:

  • Renovarlo por un periodo determinado, estando éste limitado a 10 años.
  • Dejar que se extinga, dicho en otras palabras, no hacer nada, eliminándose automáticamente éste.

Mantened a raya el mantenimiento de los dominios porque es fundamental para que sigáis funcionando. Una vez caducado, os podéis quedar sin página web y perder todo el posicionamiento que habéis trabajado durante los últimos años. Por tanto, no dejéis para mañana lo que podéis hacer hoy.

Una vez caducado ¿Qué ocurre?

Esta pregunta es algo difícil de responder porque depende de muchos factores. Si el dominio está registrado a nuestro nombre, se eliminará automáticamente. Por otro lado, si el dominio está registrado, por ejemplo, a nombre de “GoDaddy.com” lo que ocurre es distinto. Este tipo de proveedores de dominios siguen el siguiente proceso:

  • Se intentan renovar automáticamente en los días posteriores a la caducidad del dominio. De esta manera, se hacen un cargo a la cuenta o tarjeta de crédito vinculada. Sin embargo, hay proveedores que ofrecen esta posibilidad, pero es el cliente el que tiene que marcar la opción de “renovar automáticamente”.
  • Si no hay ningún medio de pago asociado y ha pasado un plazo fijado, el dominio es subastado por el proveedor de dominios.

Conclusión

Lo mejor que puedes hacer es mantener en vigor tu dominio, o, en caso de caducarse, ponerse en contacto de inmediato con el proveedor de dominios en el que hayas registrado el tuyo propio.

Consejos sobre: